¡Atentas! Esta podría ser la enfermedad de los millenials y jóvenes de hoy

La Gran depresión del siglo XXI, la enfermedad de los millenials

 De seguro has escuchado a algún joven, tus amigos, tus primos decir algo como: “¡Que depresión!” o “ya me dio la depre” y, aunque estos quizás lo digan en broma, esto posee un trasfondo muy serio que podría llegar a convertirse en la totalidad de lo que es en realidad la depresión y lo que conlleva.

Debemos entender que nuestros adolescentes de hoy viven una realidad virtual, llena de redes sociales y tecnología avanzada que promete acercar a las personas; sin embargo, lo que parece es que están más distanciados los unos de los otros ahora más que nunca. No hay odio, no hay peleas; solo distancia y esto está destruyendo a los millenials (aquellos que nacieron en el año 2000 y después)

 

 

Entonces, ¿Qué es la depresión? ¿Por qué tantos jóvenes parecen sufrir de ella?

La depresión en los jóvenes es un problema de salud mental grave que provoca un sentimiento de tristeza constante y una pérdida de interés en realizar diferentes actividades. Esta es un trastorno del cerebro; existen muchas causas, incluyendo factores genéticos, biológicos, ambientales y psicológicos. La depresión puede comenzar a cualquier edad, pero suele empezar en la juventud o en adultos jóvenes.

la actual eclosión de la tecnología digital no solo está cambiando nuestra forma de vivir y comunicarnos, sino que está alterando, rápida y profundamente nuestro cerebro…

Es difícil discutir la afirmación de que Internet y sus servicios -especialmente las Redes Sociales- nos están cambiando. Parafraseando al Dr. Gary Small, autor de El cerebro digital, «la actual eclosión de la tecnología digital no solo está cambiando nuestra forma de vivir y comunicarnos, sino que está alterando, rápida y profundamente nuestro cerebro; y continúa afirmando que «además de influir en cómo pensamos, nos está cambiando la forma de sentir y comportarnos».

relación violenta-la enfermedad de los millenials
Foto: Pixabay

 Este cambio suele ser brusco de aceptar para muchos padres que no notan los comportamientos de sus hijos, pero el problema es real. Los jóvenes se sienten mal, sienten que no pueden hablar y que nadie les entenderá, por lo tanto, recurren a Internet y sus medios. Muchos jurarían que esto los hará sentir mejor, que aliviara el sentimiento de tristeza y, aunque logra hacerlo; esto no dura mucho. Pronto notan, que no es solo un sentimiento y se sienten envueltos en algo oscuro y sin fondo.

Aunque no se sabe muy bien la causa de la depresión, lo que sí se sabe es que cada vez más personas la sienten; aproximadamente un 4.4% (se redondea a 365 millones de personas) de la población mundial sufre de esta, la mayoría son jóvenes y jóvenes adultos.

¿Qué hay que hacer si te sientes así?

Si los síntomas de depresión continúan o comienzan a afectar la vida del adolescente, hablar con un médico o con un profesional de la salud mental capacitado para trabajar con adolescentes es la primera opción. Un buen inicio también sería consultar al médico de cabecera.

Si eres tu quien sufre y crees que puedes estar deprimida, o si tienes un amigo que puede estar deprimido, pide ayuda sin demora. Habla con un profesional de la salud como tu médico o alguien que trabaje en medio de la salud. Comparte tus inquietudes con tus padres, tu mejor amigo, un líder espiritual, un profesor o alguien en quien confíes.